¿Por qué comprar un champú vegano?

0 Compartir

Porque no hay mejor fórmula capilar para mimar tu melena que con ingredientes de origen vegetal. Cada vez son más las marcas de belleza y cuidado del cabello que apuestan por champús veganos para tener salud capilar.

Pero ¿Qué es un champú vegano?

Un champú vegano es aquel en el que no contiene ningún ingrediente de origen animal ni tampoco ha sido testado sobre ellos, es lo que se llama ser cruelty free, pero además está libres de químicos y aditivos artificiales como la silicona, los sulfatos, los parabenos o el fenoxietanol.

Tienes que saber diferenciarlos de los champús naturales pues éstos sí pueden contener componentes de origen animal como son la seda, la queratina o el colágeno. Así que no te confundas.

Si estás buscando un champú que cumpla con tus expectativas veganas, comprueba la certificación de su etiqueta y de los componentes que lo integran.

Puedes encontrar champús veganos en formatos convencionales líquidos pero también en forma de pastillas sólidas. Cada uno se adapta a las necesidades del cabello de cada persona.

Si quieres disfrutar de un cabello brillante, fuerte, bello y sano, es esencial utilizar los productos adecuados y utilizando champú vegano te abres a todas estas posibilidades para fortalecer la fibra capilar y beneficiarte de un cuidado adaptado a tus necesidades, además de ser un producto respetuoso con la naturaleza.

¿Qué ingredientes son los más utilizados en un champú vegano?

Algunos de los ingredientes más frecuentes de encontrar en un champú vegano son:

Aceite de girasol: te ayuda a que tu pelo quede sedoso.

Aceite de coco: Hidrata tu pelo

Romero: fortalece el cabello

Aceite de melocotón: nutre e hidrata el cabello

champu vegano

¿Qué ingredientes evitamos?

Los productos veganos evitan los componentes sintéticos como sulfatos, parabenos, polietilenglicol y fragancias artificiales que debilitan y deshidratan tu cuero cabelludo.

Transición entre champú convencional y el champú vegano

Dejar muy claro para empezar de los champús veganos son mejores que los tradicionales, pero a la hora de hacer la transición de uno a otro hay que tener en cuenta que nuestro pelo necesita un proceso de desintoxicación y adaptarse al nuevo champú.

Al principio de su uso puede parecer que nuestro pelo tiene un aspecto graso, pegajoso y quebradizo, incluso podemos llegar a ver algo más de caspa. Es normal, pero estos pequeños inconvenientes no durarán mucho y se deben, sobre todo, a la ausencia de sulfatos y siliconas que arrasaban y ahogaban tu pelo, y de los cuales tu organismo se defendía. Pero te va a compensar con creces haber hecho el cambio.

Te animo a que pruebes cosmética vegana, tanto para tu piel como para tu pelo. El planeta te lo agradecerá y tu salud también.

 

Si esta guía te ha ayudado, te agradecería muchísimo si pudieras compartirla haciendo clic en una de las redes sociales que te dejo abajo. A ti no te cuesta nada, y a mí me ayudaría muchísimo. ¡Gracias!

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 3 Promedio: 5)
0 Compartir

Deja un comentario